El hijo vuelve a casa después de una semana de trabajo y sorprende a su madre dormida en la cama con un modleito de lencería fina, el tremendo culazo que tiene la señora no es algo que ningún hombre deba desaprovechar, da igual si es tu madre, tu abuela, tu nieta, tu hermana, una extratrerrestre, con semejantes nalgas hay que follarla si o si. Y así es como lo ve el chico, y aprovechando que está dormida se la mete toda entera en su chocho de puta, la madre tarda en despertar y de pronto ve que su propio hijo se la está follando, pero su coño está ya todo mojado, ya no es capaz de decirle que se detenga…

(9967)

Category:

Madres e Hijos

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

8 Comentarios