El chico llega del trabajo y se mete en la cama con su hermana, levanta las sabanas y descubre que la muy zorra se ha quedado dormida con un consolador metido en su coño, el chico comienza a moverlo y entonces ella se despierta, le dice que se quite, que la deje y el muchacho la obedece. Se gira en la cama y se pone a dormir, pero la hermana se ha puesto toda cachonda, se arrepiente de haberle dicho que no y comienza a frotarse contra él, el chico ya cansado de tanto trabajar intenta dormir pero con una hermana tan puta…¡es imposible!.

(2141)

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*